domingo, 1 de mayo de 2016

LAGUNA VERDE: EPISODIOS PARANORMALES

ANTIGUO HOGAR DE MENORES ESCONDE SECRETOS PARANORMALES
Ubicado en Laguna Verde el Hogar San Ricardo es visitado todos los veranos por grupos de jóvenes provenientes de Santiago. Algunos han sentido que hasta les mueven las camas.
Cuenta la leyenda que en la década del '60 la casa de Laguna Verde perteneciente al Hogar San Ricardo de Santiago fue víctima de un voraz incendio.

Producto del fuego, según relata el mito urbano, fallecieron una treintena de bebés que por esos días se encontraban en el hogar también conocido como orfanato.

A raíz de las muertes de los inocentes lactantes es que algunos vecinos y también visitantes posteriores del hogar dicen que allí pasan cosas raras, que se sienten presencias extrañas y ruidos.

La Estrella de Valparaíso quiso corroborar dicho mito y llegó hasta el lugar para comprobar la veracidad de las historias.

Algo pasa
Cerrado con un riguroso candado y protegido por cinco bulliciosos perros el hogar San Ricardo funciona en la actualidad sólo en los meses de verano cuando recibe en sus instalaciones a los menores que se encuentran internados en la sucursal de Santiago del hogar.

A nuestro llamado, además de los bulliciosos perros, responde Lidia Tapia. La mujer, que se identifica como la cuidadora del lugar, dice que lleva viviendo en una casa en el mismo terreno del lugar por más de doce años.

"Nunca he escuchado de las historias de las que usted me habla", nos dice mientras intentamos contarle algunos de los mitos.

"A mí nunca me ha pasado algo malo o extraño, tal vez será porque rezo y ya estoy acostumbrada a vivir acá", agrega la mujer que no tiene intenciones de dejarnos pasar al interior del lugar.

-¿Pero nunca nadie le ha comentado que pasan cosas raras acá?

"Obvio que sí. Los jóvenes que vienen durante el verano siempre me cuentan que sienten cosas. Que hay una linterna que los ilumina desde los cerros, que sienten voces y que les mueven las camas. Se levantan al otro día contándome que no pudieron dormir nada. Yo les digo que es porque se portan mal, que deben rezar para que no les pase nada de eso".

7 niñas muertas
Según comenta Liliana Tapia hace aproximadamente diez años ocurrió un hecho que enlutó al hogar de niñas Santa Ana, contiguo al Hogar San Ricardo en Laguna Verde.

"Era la época de verano y como todos los años el hogar se llenó de niñitas que venían a pasar una temporada. Según nos comentó el cura de ese entonces durante un paseo a la Playa de Laguna Verde siete niñas se habían ahogado. Se fueron al día siguiente y de ahí nunca más volvieron", señala Liliana Tapia al diario La Estrella, quien agregó que "desde ese día que el hogar está abandonado. De vez en cuando vienen algunas monjitas a ver cómo está todo, pero no se quedan mucho".

Para Liliana las historias de sucesos paranormales son sólo eso, historias. Aunque asegura que "a veces hay cosas que uno no sabe".

Sebastián Paredes C. -  La Estrella de Valparaiso

No hay comentarios:

Publicar un comentario